Consejos para crear un negocio exitoso

Llevar a la práctica una idea y conseguir buenos resultados requiere que se asuman riesgos, tener constancia y un compromiso serio para lograr las metas planteadas

El mundo de los negocios no es fácil, si así fuera, nadie fracasaría. Las ideas pueden ser buenas, pueden ser grandes, pero llevarlas a la práctica con buenos resultados es un tema que requiere que varios factores se conjunten, muchos escenarios se contemplen y se asuman riesgos de los que no se tendrá certeza sobre cuál será el resultado.


Sobre todo, se debe tener constancia y un compromiso serio e importante para llegar a cumplir objetivos y seguir planes sin desviar el curso, hasta que llegue el momento de evaluar los resultados, y en caso necesario, reestructurar para dar con la dirección correcta.


En ocasiones los emprendedores experimentan el fracaso por falta de experiencia o por estar tan motivados con una idea de negocio que se olvida tomar en cuenta si es rentable o no.


Pero el fracaso en los negocios debe convertirse en un tiempo para reflexionar sobre el camino recorrido y el que queda por recorrer, una oportunidad para plantear nuevas metas y cambiar el ritmo.

Estos son errores comunes que cometen los emprendedores:
  • Se debe contar con suficientes fondos que hagan innecesario un préstamo, y además desarrollar las operaciones que se requieren. Algunas actividades requieren de egresos fijos mensuales; disponer de suficientes fondos para cubrir dichos egresos hasta que las operaciones de la empresa generen el capital para cubrirlos, es fundamental para ocupar un lugar en el mercado.

  • Se debe conocer el mercado, analizar el rango de precios, la rentabilidad, los costos y la inversión requerida. Un plan de negocios sirve para planificar el proyecto y ayuda a comprender detalles importantes para evitar errores, aplicar una buena estrategia de ventas que garantice utilidades y conservar la visión empresarial.

  • Es necesario tener capacidad para asumir riesgos, pero el riesgo se incrementa si se comienza con una gran inversión sin saber si es rentable o no. Se debe equipar a la empresa con los materiales necesarios, alquilar un local en lugar de comprarlo, y abrir una sola sucursal. El mal uso de los créditos bancarios puede ser la diferencia entre el éxito o la quiebra.

  • Al iniciar un negocio se tienen muchos gastos. Si se maneja de forma desordenada un presupuesto de gastos puede ser un motivo de riesgo. Es esencial una reserva mensual para amortiguar las situaciones que se presenten, al menos hasta que comiences a generar más ingresos.

  • Se debe saber en qué mercado se involucra, entender cómo ganar clientes, saber cuáles son sus hábitos de compra y sus necesidades. Adaptarse a ellos y escucharlos, tener disposición para atenderlos por teléfono; cumplir esto llevará al crecimiento del negocio. Un cliente satisfecho no dudará en hacerte publicidad.

  • Las empresas exitosas se forman con un equipo de socios dispuestos a apoyarse. Un error es creer que se tiene la capacidad de poder solo contra todo. El estar rodeado de gente con los mismos intereses beneficia moral y económicamente. Existe más motivación para llevar un negocio al éxito si se rodea de gente que comparte una misma visión.

  • Muchos tienen la idea de ofrecer sus productos como lo máximo en el mercado y también los más baratos; esta es la peor opción. Se debe tener un buen plan y una buena estrategia, pero aplicando un solo camino, ¿Calidad o cantidad? Si se demora en armar un plan estratégico alguien puede anticiparse.

Es importante conocer estas razones por las que los negocios fracasan, y actuar con inteligencia para no caer en estos fallos, pero un mal momento no es suficiente para retirarse, al contrario, se debe trabajar más.


Es recomendable contratar profesionales en dar un excelente servicio, también contar con encargados que hayan trabajado en otras empresas y que tengan experiencia en su labor. Al principio es difícil dividir el presupuesto para pagar al personal, pero a largo plazo es más rentable construir un negocio sobre una base firme.


Una buena motivación es confiar tu visión a dueños de negocios como el tuyo que ya han experimentado lo mismo. Así aprenderás que los empresarios exitosos también han estado en la misma situación y saben por todo lo que se tiene que pasar para llegar a la meta deseada.

0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo