Beneficios de emprender con energías renovables

Uno de los principales retos a los que nos enfrentamos actualmente es la contaminación, este problema ha generado que el crecimiento de las energías renovables sea un tema prioritario.

Muchos países han empezado a mirar a estas energías como fuentes alternas a los hidrocarburos, claves para resolver este problema. En Noruega, el 65.5% de la capacidad de generación de energía es de energías renovables, una de sus principales estrategias fue que, en lugar de utilizar combustibles fósiles para generar energía, los exportan a otros países y usan los beneficios para construir sus propias centrales hidroeléctricas.


En México, la cultura de las energías renovables ha empezado a crecer en los últimos años con la Reforma Energética como uno de los principales detonantes. Esto se dio por la elevación a rango constitucional el término “sustentabilidad”, uno de los criterios bajo los que se apoya a las empresas de los sectores social y privado y a las energías renovables, elementos clave de desarrollo sustentable y cuidado del medio ambiente.


Lo anterior tiene su origen en los compromisos que México tiene a nivel internacional con el tema del cambio climático, desde el Acuerdo de París en 2016 nuestro país se comprometió a acelerar el uso de energías renovables e incrementar los mecanismos de eficiencia energética.


La energía renovable es el tipo de energía que puede obtenerse de fuentes naturales virtualmente inagotables ya que contienen una inmensa cantidad de energía o pueden regenerarse naturalmente y lo más importante, no liberan emisiones contaminantes.


En México el Gobierno Federal apoya a pequeñas, medianas y empresas grandes y a cualquier persona que pague impuestos para que utilicen equipos que generan energías renovables, así podrán obtener un beneficio fiscal en su próxima declaración gracias a la compra de estos sistemas de energía alternativa.


El Artículo 34 fracción XIII de la Ley del ISR (LISR), especifica que existe una deducción de impuestos al 100% en la compra de maquinaria y equipo utilizado en la generación de fuentes renovables o cogeneración de electricidad eficiente; aplicable siempre y cuando la maquinaria y equipo se encuentren en operación o funcionamiento durante un periodo mínimo de 5 años inmediatos siguientes al ejercicio en el que se efectúe la deducción, salvo en los casos a que se refiere el artículo 37 de esta Ley.


Del mismo modo dentro del Artículo 77-A de la LISR se contempla la creación de una cuenta de utilidades por inversión en energías renovables (CUFIN VERDE) en donde: las personas morales que se dediquen exclusivamente a la generación de energía proveniente de fuentes renovables o de sistemas de cogeneración de electricidad eficiente, en el ejercicio en que apliquen la deducción prevista en el artículo 34, fracción XIII de la LISR, que se calculará en los mismos términos que la cuenta de utilidad fiscal neta prevista en el artículo 77 de dicha Ley. La cual será adicional a la que cualquier empresa tiene para contabilizar montos de ISR o perdidas fiscales.


Estas dos modificaciones a los artículos de la LISR son los más atractivos para empresarios y personas morales que deduzcan impuestos, por lo que la implementación de energías renovables se proyecta como una alternativa tanto como para cuidar el medio ambiente como para efectos fiscales.


Con el Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) se espera que impulse la recuperación económica de los países de América del Norte. Y uno de los sectores que podría ir puntualmente al rescate del sector eléctrico en México es el de las energías renovables.


El T-MEC llegó para brindar mayor certeza legal a las inversiones, al desarrollo de las industrias y a reforzar algunos instrumentos ya existentes, de los cuales la iniciativa privada se puede valer para mejorar su inversión, respaldar contratos y percibir beneficios.


Beneficios frente a impuestos para la industria fotovoltaica


El nuevo acuerdo T-MEC actualiza el TLCAN e incluye nuevas consideraciones en materia ambiental, energética y demás inversiones.


El T-MEC busca reforzar el comercio que se tiene en la región con diversos instrumentos que van a permitir una mejor inversión. Hay temas que habían quedado obsoletos habían situaciones que no estaban cubiertas con el antiguo TLCAN.


Habrá oportunidades para este sector de poder acercarnos a distintas industrias para que tengan la posibilidad de tener fuentes de energía renovable que van a ser mucha falta para el desarrollo de la zona y en particular para el caso de México.


¿Qué expectativas de nuevas inversiones en proyectos renovables despierta el T-MEC?


El nuevo tratado genera certeza jurídica y la certeza jurídica genera inversiones.


También es preciso señalar que frente a los últimos cambios en la política energética federal, el hecho de que el T-MEC promueva mecanismos de resolución de controversias es una buena noticia para inversiones de energías renovables entre los países involucrados.


0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo