¿Qué son y cómo funcionan las Sociedades de Inversión? Lo que debes saber en pocas palabras

Son instituciones de inversión colectiva que adquieren personalidad jurídica para la captación de activos que utilizan para generar rendimientos.

Las sociedades de inversión son instituciones de inversión colectiva que adquieren personalidad jurídica para la captación de activos que utilizan para generar rendimientos.


Para fines jurídicos, funcionan como sociedades anónimas, con el fin de asumir fondos, activos, dinero y valores para gestionar e invertir a su vez generando nuevos rendimientos para los constituyentes de la sociedad.


Suelen estar compuestas por inversores privados e institucionales de cierto nivel que se unen para poner en común activos y recursos para generar rendimientos a los que individualmente no podrían tener acceso.


Estas sociedades suelen centrarse en sectores muy concretos, como los mercados financieros, inmobiliarios y de deuda. Así, existen sociedades que agrupan a inversores cuyo objeto es apostar por acciones, fondos y derivados. Otras sociedades están destinadas al sector inmobiliario, ya sea para la compraventa de bienes inmuebles o para la explotación de éstos mediante alquileres.


Además, existen sociedades que invierten en instrumentos de deuda, fundamentalmente deuda pública y deuda corporativa de grandes empresas (empréstitos).


Las ganancias de estas sociedades están sujetas a beneficios tributarios que se traducen en un pago diferido de impuestos.


Las sociedades de inversión las componen empresas medianas y especializadas en algún tramo del campo en el que operan, pero que necesitan de otras para alcanzar inversiones mayores.


Cómo funcionan


El inversionista compra acciones de estas sociedades cuyo rendimiento está determinado por la diferencia entre el precio de compra y el de venta de sus acciones. Los recursos aportados por los inversionistas son aplicados por los fondos a la compra de una canasta de instrumentos del mercado de valores, procurando la diversificación de riesgos.


Estas instituciones forman carteras de valores o portafolios de inversión con los recursos que captan del público inversionista. La selección de estos valores se basa en el criterio de diversificación de riesgos.


Al adquirir las acciones representativas del capital de estas sociedades, el inversionista obtiene ventajas tales como la diversificación de sus inversiones, principio fundamental para disminuir el riesgo y, la posibilidad de participar del Mercado de Valores en condiciones favorables sin importar el monto de los recursos aportados.


No todos los inversionistas cuentan con el tiempo o los conocimientos requeridos para participar por cuenta propia en el mercado de valores, por lo que dicha tarea queda en manos de profesionales que trabajan en las operadoras de sociedades de inversión, las cuales funcionan de manera independiente o como subsidiarias de intermediarios financieros.


Tipos de sociedad de inversión


  • Sociedades de Inversión en Capital Variable: Son entidades anónimas destinadas a la adquisición, tenencia, disfrute, negociación y venta de valores bursátiles y otros bienes mobiliarios. Necesita un capital mínimo y un mínimo de socios individuales.

  • ·SOCIMI: Son las sociedades de inversión en capital inmobiliario. Su objeto social es la explotación de bienes inmuebles para obtener rendimientos mediante el arrendamiento, no pudiendo realizar labores de promoción y venta de inmuebles. Por ello no se le permite la compra de terrenos, edificación y demás, pero sí la restauración para alquiler y la tenencia de derechos reales sobre inmuebles.


Importancia


Las sociedades de inversión cumplen funciones importantes para el conjunto de la actividad económica del país, entre las que destacan:

  • Fomentar el ahorro interno al ofrecer más opciones de inversión atractivas para los ahorradores nacionales.

  • Contribuir a captar ahorro externo como complemento del interno, al permitir la compra de acciones de sociedades de inversión a inversionistas extranjeros.

  • Participar en el financiamiento de la planta productiva al canalizar recursos de los inversionistas a la compra de acciones y títulos de deuda emitidos por las empresas y el gobierno, con los que financian proyectos de modernización y ampliación.

  • Fortalecer el mercado de valores al facilitar la presencia de un mayor número de participantes.

  • Propician la democratización del capital al diversificar su propiedad accionaria entre varios inversionistas.


Ninguna sociedad de inversión puede comprometerse con una determinada ganancia, en caso de encontrarse con alguna “rentabilidad asegurada” lo mejor es evitar a esta empresa porque podría encontrarse ante una estafa piramidal.

0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo